Cómo desenmascarar a un compañero de trabajo

Todos a lo largo de nuestra vida laboral hemos tenido que lidiar con compañeros de trabajo con los que no tenemos demasiada afinidad o con los que incluso no mantenemos una buena relación.

Esto se debe a que, en multitud de empresas podemos encontrar ese típico empleado que muestra un perfil de persona afable y predispuesta a ayudar a sus compañeros pero que, en realidad, no le tiembla el pulso a la hora de apropiarse de ideas que no son suyas o dejar en evidencia a algún compañero con tal de aumentar sus posibilidades de impresionar a sus superiores o conseguir un ascenso.

De este modo, trabajar con este tipo de personas puede llegar a ser una tarea muy tediosa que puede interferir negativamente en la realización de nuestras labores y tareas profesionales, así como en nuestro estado de ánimo. Por ello, si quieres evitar que este tipo de personas se interpongan en tu desarrollo profesional y generen un ambiente tenso y desagradable dentro de la oficina, te recomendamos que continúes leyendo este artículo para descubrir cómo desenmascarar a un compañero de trabajo que se está aprovechando de ti.

1. Mantén los ojos bien abiertos

Si sospechas que tu compañero de trabajo está intentando sabotearte para atribuirse un mérito que no le pertenece, debes conservar la calma, permanecer atento y analizar cuál es su estrategia para poder neutralizarla. No obstante, con este paso no estamos incitando a que te obsesiones y analices cada uno de los movimientos que realiza ese compañero, pero sí a que te mantengas alerta ya que este tipo de compañeros son capaces de mentir y menospreciar a los demás con tal de cumplir sus objetivos.

2. Aprende a comunicarte de forma asertiva

Si tienes evidencias de que tu compañero de trabajo está intentado sabotearte, debes ser capaz de expresar tus deseos y opiniones de forma rotunda y contundente, pero sin parecer agresivo o impulsivo, ya que así solo lograríamos empeorar esta situación. De este modo, te recomendamos que le pidas a tu compañero que sea honesto contigo al igual que tú lo estás siendo con él y especifica qué aspectos de su comportamiento te están incomodando o sentándote mal para que pueda corregirlos.

Asimismo, si tras hablar con esta persona observamos que la situación no mejora, te recomendamos que pases directamente a informar de este tema a vuestro superior mostrándole las pruebas que tienes sobre el comportamiento y la actitud que denota tu compañero para que se encargue de tomar cartas en el asunto.

3. No permitas que te manipule

Este tipo de compañeros suelen contar con una habilidad sorprendente para hacernos creer que sus conductas y comportamientos poco profesionales son producto de nuestra imaginación o que no tienen tanta importancia como la que le estamos dando. Este tipo de comentarios puede generarnos cierta inseguridad, logrando que nos cuestionemos a nosotros mismos a pesar de saber que llevamos razón. Por ello, si te encuentras en una situación similar te recomendamos que te mantengas firme, confíes en ti y no te dejes manipular por este tipo de personas.

4. Establece unos límites con tu compañero

Si ninguno de los consejos anteriores te han ayudado a arreglar tu relación con tu compañero de trabajo, la mejor solución es la de alejarte de esta persona y mantener el contacto con él solo cuando sea estrictamente necesario por cuestiones laborales.

Esperamos que todos estos consejos te sean de utilidad para aprender a cómo desenmascarar a un mal compañero de trabajo. Si quieres leer más artículos relacionados con temas similares te recomendamos que le eches un vistazo completo al blog de Empoderar, psicóloga en Pozuelo